La Terapia de Vacío Intermintente (IVT®)

En la década de los 60 se desarrollaron los primeros prototipos de cámaras de vacío por la NASA en colaboración con la Agencia Alemana Aeroespacial. Ésta idea derivó de la necesidad de compensar el efecto fisiológico de la ingravidez (presión negativa) soportado por los astronautas durante sus misiones en el espacio para prevenir lesiones que se producían al volver a Tierra y con ello a la gravedad (presión positiva).

VACUSPORT es una cámara  que en su interior es capaz de alternar presión negativa con presión positiva de manera intermitente (IVT®)

La alternancia de presión negativa con presión positiva tiene efectos a nivel fisiológico provoca una dilatación rítmica y de compresión del  sistema venoso y linfático. A partir de esta estimulación cardioovascular, aumenta el reflujo venoso, activación linfático, regulación del ph (aumento de síntesis de colágeno) y acelera la eliminación de los productos de desecho: ácido láctico, creatinkinasa, cortisol, ácido úrico…

Al  mismo  tiempo, las ondas de presión y de vació intermitentes promueven la capilarización.

Indicaciones

  • Recuperación postraumática o postquirúrgica
  • Reducción del edema, derrames en articulaciones, edema óseo,…
  • Golpes, contusiones y lesiones típicas de deportistas
  • Torsiones, torceduras, distensiones, esguinces, fascitis,..
  • Lesiones de ligamentos
  • Microlesiones en las extremidades y rotura de fibras musculares
  • Reducción del dolor
  • Recuperación y regeneración post ejercicio:
    • Reducción del riesgo de lesiones
    • Mejora la intensidad en los entrenamientos
    • Mejora natural del rendimiento
    • Mejora resultados
  • Elimina los productos de deshecho propios del traumatismo o lesión: citoquinas, radicales libres, ácido láctico, creantinkinasa.
  • Varices
  • Celulitis